La hora del juicio final IV - Animación en stop motion con plastilina

del curso de Becho y MAB _ Can Can Club, Directores de animación

Sobre la video-lección: La hora del juicio final IV

Resumen

“Continuamos con la cortinilla.”

Becho y MAB _ Can Can Club en esta video-lección aborda el tema: La hora del juicio final IV, que forma parte del curso online de Domestika: Animación en stop motion con plastilina. Aprende y perfecciona tus técnicas de claymation con Dragonframe.

Transcripción parcial del vídeo

“bueno ahora me toca acelerar en estos próximos cuatro o cinco friends voy a hacer la parte en que puede cambiar el arco de acción y voy a hacer que nuestro pequeño monstruito se meta dentro del frasco lo voy a hacer en unos se me ocurre que le puedo dar una forma espiralada como para que parezca que se mete como si fuese un taladro así que voy a retorcer la plastilina y el frasco lo voy a mover pegándole un pedazo de plastilina por detrás e intentando camuflarlo todo lo que puedas y se ve un poquito bueno te tendré que borrar luego en construcción pero no tengas miedo de ponerle un buen ped...”

Generamos automáticamente esta transcripción y puede haber erratas.


Resumen del curso: Animación en stop motion con plastilina

  • Nível: Iniciante
  • 100% Avaliações positivas (11)
  • 182 Alunos
  • 4 unidades didáticas
  • 22 Lições (5 h 47 m)
  • 4 recursos adicionais
  • Categoría

    3D e Animação
  • Software

    Dragonframe
  • Áreas

    Animação, Animação 2D, Animação 3D, Stop Motion

Becho y MAB _ Can Can Club

Becho y MAB _ Can Can Club ProfessorPro

Directores de animación

Can Can Club es la unión de Mab y Becho, dos directores argentinos apasionados y especializados en el mundo de la animación, con más de diez años de experiencia y que han colaborado con marcas de la talla de Google, McDonald’s o Cartoon Network, además de crear, junto a Juan Pablo Zaramella, la galardonada serie de animación El hombre más chiquito del mundo, entre otros proyectos.

El detallismo obsesivo y su especial atención al realismo en los movimientos han hecho que Can Can Club sea uno de los referentes mundiales en stop motion, tanto en el mundo publicitario como en el cinematográfico.