Jose Miguel todavía no tiene favoritos.

Quizás nunca los tenga, a ver qué pasa. Estemos atentos.