Oriol Orta Rubio

Siempre hay nuevas ideas en la cabeza de un diseñador gráfico.