Craft

¿Qué es el bordado Blackwork?

Te descubrimos la historia y características de esta técnica de bordado tradicional inglesa

Siendo el bordado una de las prácticas artísticas más antiguas de la historia, no hay duda de que cada cultura, territorio e incluso región tiene sus propias variantes y técnicas. Una de las más reconocibles es el llamado bordado blackwork, técnica tradicional inglesa que toma su nombre del color negro con el que se realizaba en sus orígenes, en torno al siglo XV. Descubramos sus orígenes, historia y formas de trabajarlo.

¿Qué es el bordado Blackwork? 1
Ejemplos de bordado blackwork

¿Qué es el blackwork?

Como ya hemos mencionado, y tal y como indica su nombre, el blackwork es un tipo de bordado en el que tradicionalmente se usaba hilo negro. El soporte solía ser de lino o algodón, y el hilo de seda. Hoy, claro está, los soportes y los materiales de costura se han diversificado.

Dentro del blackwork, se establecieron a lo largo de los siglos tres estilos diferenciados: el de patrones geométricos, a veces abstractos y en otras ocasiones florales o naturales; el de líneas curvilíneas más elaboradas, con diseños de flores, frutas y otros patrones mas complejos; y el que añade sombreados o degradados con puntadas un poco más aleatorias.

El blackwork se utilizaba en las islas británicas ya antes del año 1500, aunque la leyenda dice que fue introducido por Catalina de Aragón desde España al traer numerosas prendas de vestir bordadas con esta técnica. Sea como sea, en la época de Enrique VIII el blackwork se aplicaba a camisas o camisones; y para la época de Isabel I se había convertido en la técnica de bordado doméstica más popular, tanto en ropa como en decoración del hogar. Lamentablemente, llegado el siglo XVII cayó progresivamente en desuso y su recuperación no se ha dado hasta tiempos más recientes.

¿Qué es el bordado Blackwork? 3
Patrón para blackwork
¿Qué es el bordado Blackwork? 4
El blackwork también puede ser de colores

¿Qué materiales se usan?

- Bastidor: puede ser ovalado o redondo.
- Telas: si eres principiante, es mejor una tela aida o cuadrillé. Se trata de la tela que se usa también para bordar punto de cruz, y es aquella en la que los cuadritos se ven bastante bien. Si estás un poco más avanzado, una tela mónaco, con los cuadritos más pequeños, también puede servir.
- Tijeras de bordado: importante que tengas unas tijeras de buena calidad. No necesariamente las más caras, pero sí unas de las que te puedas fiar, para ganar en diversión bordando y no perder el tiempo.
- Agujas: del número 22 y del número 24, para usar los distintos calibres de hilo que requiere el blackwork. Mejor si son sin punta y de hoja larga.
- Lápiz textil: Para trazar patrones para tu bordado.
- Hilos: El blackwork funciona a través de una saturación por calibre; un calibre que se logra a través del hilo. Podrás combinar, por ejemplo, hilos perlé del número 8 o 12 con hebras mouliné más finas, para conseguir texturas variadas en el sombreado.

¿Qué es el bordado Blackwork? 6
La artista Gimena Romero es capaz de crear composiciones en blackwork muy elaboradas

Si quieres aprender a bordar con la técnica del blackwork, descubre el curso online de Gimena Romero 'Introducción al bordado en blackwork'. Podrás conocer todos los detalles sobre esta técnica tradicional de bordado inglesa y crear piezas únicas a partir de patrones históricos.

Te puede interesar

- Pintar con hilo: técnicas de ilustración textil, un curso de Gimena Romero.
- Técnica de bordado con paso atrás, un curso de Gimena Romero.
- Técnicas de bordado experimental sobre papel, un curso de Gimena Romero.

4 comments

Log in or sign up to comment

Get Domestika's news delivered to your inbox